Hito arquitectónico en Mendoza: la UNCuyo inauguró el primer edificio sustentable

Funcionarán allí las carreras de Arquitectura e Ingeniería en Mecatrónica. Se caracterizará por su sustentabilidad arquitectónica, inserción "natural" en el paisaje, y una estructura modulada y sencilla.

Compartir

Autoridades de la UNCuyo colocaron la piedra fundacional de la obra que albergará a estudiantes de Arquitectura e Ingeniería en Mecatrónica. Se pensó, desde la eficiencia energética y en su integración al paisaje natural, como una masa única de tres niveles, fragmentadas por un patio central, y cobijado por un techo único. Tendrá una estructura modulada y sencilla y abarcará una superficie de 10.687,77 metros cuadrados.

Las carreras de Arquitectura e Ingeniería en Mecatrónica de la facultad de Ingeniería de la UNCuyo tendrán edificio propio. Se caracterizará por su sustentabilidad arquitectónica, inserción “natural” en el paisaje, flexibilidad en su uso académico y materialidad contemporánea y eficiente, y a una estructura modulada y sencilla.

La obra se pensó como una masa única de tres niveles, en tres unidades edilicias, fragmentadas por su patio central, fundado en el subsuelo y cobijado por un techo único. En forma inmediata a su acceso se dispondrá el núcleo circulatorio vertical (escalera y ascensor) y el bloque sanitario.

En ese sentido, en una superficie de 10.687,77 metros cuadrados, se construirán aulas, laboratorios y talleres, un sitio para actividades semipúblicas, y un patio central que funcionará como hall distribuidor, ámbito de circulaciones, patio de exposiciones, trabajo y descanso. La propuesta también incluirá un sector para tareas administrativas, un buffet, biblioteca y un salón de usos múltiples (SUM).

Se ubicará al Norte de la plaza flanqueada por los edificios de Gobierno, de Aulas y de la Dirección de Estudios Tecnológicos e Investigaciones de esa Unidad Académica, en el Campus Universitario. La estructura principal será de hormigón armado y quedará a la vista en la mayoría de sus caras; compuesta por tabiques y pórticos vinculados entre sí por diafragmas rígidos de losas casetonadas.

Las aulas, en el frente Norte, tendrán ventanales generosos protegidos por una doble piel como recurso de respuesta bioclimática para la protección del asoleamiento estival y la captación del invernal.

En tanto que en la fachada Sur se exhibirá con gran transparencia para que sus aulas taller de arquitectura y laboratorios de mecatrónica incorporen visualmente la gran plaza. Para la protección del aire frío en el invierno, se prevé un sistema de vidrios termo paneles tipo DVH, sobre los que se reflejará la gran plaza central, circunscripta entre el edificio nuevo y los existentes.

Asimismo el Este y Oeste recibirán el punto cúlmine del patio y las circulaciones que vinculan a todas las aulas, talleres y laboratorios. En donde se toquen, se generarán ventanas angostas pero de gran altura que permitirán la generación de juegos de luces solares en el interior.

 

Se trata de una obra largamente esperada y que está pensada como un lugar muy creativo, con un patio central abierto con árboles, con iluminación natural.”Es un edificio concebido del punto de vista de la eficiencia energética del aprovechamiento de la luz solar tanto para producción de energía como para aprovechar el sol de invierno para calefacción y bloquearlo en el verano para que no sea tan caliente”, sintetizó.