Suter cumple 120 años con vino nuevo e inversiones

Fundada en 1897 por el suizo Otto Suter, pertenece a Peñaflor desde 2008. Vende 11 millones de litros y la visitan 30 mil personas al año.

Compartir

La fundó el suizo Otto Suter en 1897 y hasta hace pocos años sus descendientes estuvieron al frente. Aunque cambió de manos, la bodega sanrafaelina celebra 120 años de edad con un vino conmemorativo que suma a su portfolio de 5 líneas, y énfasis en su historia centenaria.

Suter, alguna vez asociada a la familia Arizu, hoy explota 9 hectáreas y se posiciona desde la venta directa y el enoturismo: comercializa 11 millones de litros anuales y más de 30 mil personas la recorrieron el último año.

Su historia, tradicionalmente ligada a San Rafael (cuenta con una escuela homónima inaugurada en 1911 en homenaje al precursor) y al mercado interno, tuvo un punto de quiebre en 2001 al entrar en concurso.

En 2002 pasó a formar parte de Covisan, controlada por el fondo de inversión Coinvest, y tres años después la compró el bodeguero Rodolfo Lávaque, dueño de Quara en Salta y Lávaque en San Rafael. Pero las deudas hicieron que la bodega quedara en manos del Banco Galicia hasta 2012, al ser adquirida por Peñaflor.

Para el cumpleaños, lanzó al mercado: Suter 120 años, la cual se integra a sus líneas: Suter Privado (borgoña, dulce nouveau, brut, torrontés); Varietales (malbec, cabernet sauvignon, syrah, chardonnay, tardío); Bivarietales (malbec – bonarda, cabernet- merlot; syrah-cabernet ); Etiqueta Marrón (pinot de la Loire dulce natural), Suter Champaña (extra brut, demi sec, dulce, extra dulce).

En lo que se refiere a tecnología e innovación, el formato Wine Dispenser, para consumo por copa, es una de los últimas novedades.

Pero su gerente, Juan Parajuá, destaca el compromiso con “el legado de superación del fundador”, precisando los cambios implementados y los venideros. “Aggiornamos el logo, rediseñamos todas sus etiquetas, lanzamos nuevas líneas y estamos en plena remodelación de la bodega”, asegura el ejecutivo sobre la inversión en proceso.