En plena pandemia en donde muchos negocios cerraron, una familia mendocina contra la corriente decidió apostar y abrió un café-pastelería Essenza y apuntan a seguir creciendo.

Pablo García Paternite en diálogo con Radio Mitre Mendoza contó que “nosotros hace 11 años abrimos una panadería en la calle Belgrano y siempre tuvimos el proyecto de abrir una pastelería con café. Ese proyecto empezó en el 2017. Por dificultades económicas se fue frenando. Después en 2019 retomamos el proyecto empezamos y luego nos encontramos con la pandemia”.

“Superando todo logramos abrir hace dos meses en calle Arístides (una de las zonas de bares, restaurantes y café más importante de Mendoza). Nos va muy bien. No esperamos trabajar lo que estamos trabajando, incluso hemos sumado más empleados”.

“El tema de la atención y la calidad del producto influye muchísimo”, indicó García Paternite que contó que entre la panadería y la pastelería-café tiene 36 empleados. Y que pese a los obstáculos lograron abrir las puertas del nuevo emprendimiento.

“Las cargas sociales, impuestos, servicios son durísimas. Nosotros decidimos abrir porque llevábamos mucho tiempo con el proyecto”, indicó García Paternite haciendo una mirada sobre la situación económica del país. “Semana a semana aumentan todos los productos. Nosotros tratamos de comprar en cantidad y que nos vaya entregando de forma paulatina para que no se venza el producto. Incluso nos hemos asociado con otras panaderías para hacerlo”.

“Yo espero que cambie un poco la situación, que sea todo un poco más estable que ahora, sobre todo en los precios y los aumentos. Espero una estabilidad. Yo estoy en contacto con muchos panaderos y no a todos les está yendo bien”.

“Nosotros hacemos mucho hincapié en el producto y la atención”, repite García Paternite apostó con su familia y hoy reconoce que no se equivocó. Fuente: Radio Mitre Mendoza