Con intentos frustrados en el camino de acuerdos de precios con las grandes marcas y el eslabón comercializador, construír es cada vez más caro. Y en Mendoza, a fuerza de desabastecimiento y listas de insumos que cambian cotidianamente, las subas en ladrillos y hierro sostienen una variación del valor por metro cuadrado que en noviembre ya ronda el 10% intermensual.

Es lo que arrojan datos preliminares del relevamiento habitual que realiza el Centro de Ingenieros de Mendoza para actualizar el modelo de costos de una vivienda básica (61 m2 con sistema de ejecución tradicional), y una de mediana calidad de 136 m2. De acuerdo a ese cálculo, los presupuestos de obra ya superan los $60 mil y $90 mil por m2, respectivamente.

Mientras tanto, entre los proveedores ya se impuso una práctica cada vez más generalizada como es el corto plazo de las cotizaciones. “Validez del presupuesto: 24 horas”, es una leyenda común, entre faltantes de stocks y precios que hoy sí, y mañana no sabemos.

El caso del hierro es paradigmático. Cualquiera sea el calibre, encontrar es casi una misión imposible, y donde hay, el incremento de un mes al otro ya es del orden del 40% al 45%, algo similar a lo que ocurre con los perfiles de acero. Las casas de materiales de construcción asumen que hay cierta cartelización entre los fabricantes, con poder para retener mercadería a la espera de no perderle pisada al dólar y la inflación.

La única y llamativa excepción, es por ahora el cemento, que se mantiene estable entre $480 y $500 por bolsa de 50 kgs. Por el contrario, el yeso subió casi 20%, un porcentaje inusual para un mes.

El otro factor de incidencia fuerte es el ladrillón cada vez más lejos de los $8.000 que costaba en marzo por cada mil unidades: había arrancado octubre en $21.000, cerró el mes en torno a $25.000 y entrado noviembre difícilmente se pueda comprar por menos de $28.000.

También resultan evidentes los quiebres de stocks en revestimientos. Un ejemplo es la cerámica importada, sobre todo de Brasil: muchos de los que la comercializan aseguran haberse quedado sin disponbilidad, luego de semanas sin recibir envíos.

Hasta $15 mil más en dos meses

“Algunos proveedores retacean información, por lo cual no es fácil ponderar la variación. Pero con el nivel de variación de precios en los principales insumos de octubre a noviembre el costo del m2 ya se incrementó no menos del 10%, pese a la estabilidad en la mano de obra, que aumentó por última vez en febrero”, detalló Daniel Dimaría, del Centro de Ingenieros de Mendoza.

De acuerdo al relevamiento, el aumento del costo de la construcción al cabo de los primeros 7 meses desde la irrupción de la pandemia en marzo superaba el 24%, en tanto que interanual (los últimos 12 meses, o sea, contra octubre de 2019) es de casi el doble, con 47.47%. Datos a los que ahora hay que sumarles otros 10 puntos.

Así las cosas, encarar la construcción de una vivienda considerada “económica”, que en octubre implicaba desembolsar $ 55.640 por metro cuadrado, ya supera los $60 mil. En tanto que si el proyecto apunta a una casa de mediana calidad ya trepó de $ 82.362/m2 a poco más de $90 mil este mes. Cabe recordar que hasta setiembre, el valor unitario era de alrededor de $52.000 y $75.000 respectivamente.