En la sede de Vialidad Nacional se firmaron los contratos para el inicio de dos obras muy esperadas en la provincia, que se encontraban paralizadas y cuyos trabajos comenzarán en los próximos días. Se trata de la primera etapa de la doble vía Mendoza/ San Juan y la refuncionalización del paso internacional Cristo Redentor.

Katopodis se juntó con Suarez y anunció la reactivación de la doble vía Mendoza-San Juan
Ambos proyectos habían sido anunciados por el ministro de Obras Públicas de la Nación, Gabriel Katopodis, en su último paso por la provincia, durante una conferencia de prensa junto al gobernador Rodolfo Suarez. Hoy, la primicia estuvo a cargo de la senadora nacional Anabel Fernández Sagasti, luego confirmada por el organismo vial.

“Son dos obras totalmente trascendentes, no sólo para Mendoza, sino también para toda la Argentina, ya que contienen a la ruta columna vertebral más larga del país (N° 40), y la mejora internacional del paso terrestre más importante de toda América del Sur”, celebró -en diálogo con Sitio Andino- el jefe del 4° Distrito de Vialidad, Guillermo Amstutz.

Doble vía

El funcionario recordó que la obra interprovincial fue licitada durante la gestión de Mauricio Macri, pero por incumplimientos en los pagos “a raíz de los problemas financieros durante la última etapa del gobierno anterior, quedó paralizada”. La adjudicación quedó en manos de la UTE Chediack-CEOSA, que es la que firmó el contrato esta jornada.

A partir de ahora, se estableció un plazo de treinta días para sellar el acta de recepción (replanteo) “para el inicio de la obra, que ya cuenta con el ordenamiento administrativo y la afectación de fondos específicos para su desarrollo”, explicó Amstutz.

Esta primera etapa comprende 18 kilómetros de duplicación de calzada “desde el paso a nivel previo al Aeropuerto El Plumerillo, hasta la entrada a la ciudad de Lavalle (Jocolí)”. Su plazo de ejecución es de dos años y la inversión (financiada 100% con fondos del tesoro nacional) es de $1.195 millones, sujeta a actualizaciones.

El Ejecutivo mendocino y el municipio de Las Heras cumplieron con la parte que les tocaba, respecto al traslado de poco más de un centenar de familias que residían en la zona de la futura traza vial. Las más comprometidas fueron reubicadas en febrero en un barrio de El Borbollón. Resta el desplazamiento de unas sesenta más, que hoy habitan en El Pastal, y que serán adjudicatarias de nuevas viviendas antes de fin de año, indicó Amstutz.

Mejoras en el paso a Chile

Con financiamiento del Banco Interamericano de Desarrollo (BID), se invertirán unos 3 mil millones de pesos para readecuar el túnel ferroviario “Los Caracoles”, construir galerías de interconexión y reparar el túnel Cristo Redentor/Los Libertadores. El plazo de ejecución estimado es de 27 meses.

“Es una obra de un impacto internacional altísimo y de una tarea de ingeniería tecnológica muy avanzada, que generará un sistema de doble túnel (uno de ida y otro de vuelta), que además contempla ventanas auxiliares para comunicar ambos túneles, por si se presentara cualquier tipo de percance y sea necesario derivar el tránsito”, señaló el ex intendente de Las Heras.

Asimismo, destacó que los trabajos en el túnel que actualmente se utiliza para la circulación vehicular incluyen una mejora estructural, “ya que tiene un problema muy serio en su calzada, debido al tipo de fundación las arcillas expansivas, que en cuanto se humedecen generan una dilatación que rompe el pavimento y genera deformaciones, que deben ser constantemente reparadas”. Se implementará un sistema alternativo que dejará atrás esos inconvenientes.