En los últimos años, Oscar David se ha convertido en un mayorista de peso en Mendoza. Su
local de calle Elpidio Gonzalez en Godoy Cruz pelea codo a codo con súper e hipermercados y hoy, su clientela se ubica en un 50 y 50 entre consumidores finales y mayoristas (principalmente almacenes).

Con la mira puesta en seguir creciendo y aggiornarse a los tiempos que corren, la empresa
familiar liderada por su fundador, Oscar David, y sus 4 hijos (Rubén, Analía, Cristian y Hernán), que emplea a 400 personas; próximamente inaugurará un local en plena zona industrial.

Vemos que el comercio electrónico es lo que se viene, con gigantes como Mercado Libre y
otras plataformas que venden productos sin ser especialistas y creemos que tenemos que dar una respuesta. Por eso, la idea del nuevo local es orientarlo a mayoristas (comercios, hoteles, restaurantes), sin atención al público. De esta manera, disminuiremos costos en estructura y logística, lo que contribuirá a que nuestro cliente acceda a un precio realmente competitivo en los productos”, indica Rubén David.

“Sin embargo, estamos expectantes a ver qué ocurre a nivel país, con las nuevas medidas que se van tomando para saber realmente hacia dónde vamos”, destaca.

En cuanto a las características del local, señala: “El edificio se emplaza sobre el carril Rodríguez Peña, donde funcionaba la Corporación de Los Andes. Hace 2 años hicimos una contribución con el bono fiscal de $ 13 millones, un 50 % de la inversión total que asciende a $ 26 millones”.

La clave del negocio

“Nuestra ventaja radica en que somos una empresa familiar, lo que nos permite manejar los costos y los niveles de rentabilidad. En 2019, con una inflación de entre el 52 y 55 %, en volúmenes estuvimos parejos con respecto al período anterior.

Trabajamos con un surtido óptimo de productos para que el consumidor encuentre todo lo
que necesita y logramos importantes acuerdos con nuestros proveedores que luego se
traducen en los precios”, sostiene Rubén David.

“De todas maneras, sabemos que nuestro diferencial es la gente. Los productos que
comercializamos se pueden conseguir en cualquier lugar; el plus definitivamente está en la
calidad de la atención, en la exhibición, etc. Para eso hacemos un fuerte trabajo interno con los chicos y chicas que integran el equipo de trabajo. Entre colaboradores directos e indirectos sumamos 400 y junto a mi padre y mis hermanos estamos siempre presentes en el negocio”, agrega.