La Federación Económica de Mendoza (FEM), la Asociación de Ejecutivos de Mendoza (AEM) y la Unión Industrial de Mendoza (UIM) emitieron comunicados de prensa expresando su respaldo a la decisión del gobernador Rodolfo Suárez de reducir el salario de los funcionarios políticos de la provincia para destinar ese dinero a la compra de insumos sanitarios. Esto en el marco de las acciones que está desarrollando la provincia contra el coronavirus.

Mediante el decreto 434 el mandatario provincial señaló: “Dada la situación que estamos viviendo, he decidido que los funcionarios políticos del Gobierno de Mendoza cobrarán sus sueldos hasta la suma de pesos cincuenta mil ($ 50.000) en el mes de marzo, exceptuando a los funcionarios del Ministerio de Seguridad y del Ministerio de Salud”, anunció el mandatario provincial.

Suarez explicó que “el resto del sueldo será depositado en una cuenta cuyo destino exclusivo será la compra de insumos para la emergencia sanitaria, así como la emergencia económica que esto genera”.

Además el gobernador invitó al “Poder legislativo y Judicial y a funcionarios constitucionales, directores y gerentes de empresas del Estado, entes reguladores e inclusive a empleados públicos con altos sueldos, no afectados en forma directa a la emergencia, a tomar la misma medida atento a la extraordinaria situación que vivimos”.

Comunicado de la FEM

La Federación Económica de Mendoza respalda la decisión del gobernador de la provincia, Rodolfo Suárez, de recortar el sueldo a los funcionarios políticos de la provincia durante el corriente mes a fin de destinar ese dinero a la compra de insumos para la emergencia sanitaria.

Desde la FEM también adherimos a la invitación formulada por el mandatario al Poder Legislativo y Poder Judicial, a funcionarios constitucionales, directores y gerentes de empresas del Estado, entes reguladores e inclusive a empleados públicos con altos sueldos.

Además creemos que también deben sumarse a esta acción Intendentes, concejales y Diputados y Senadores Nacionales por Mendoza. Estos últimos podrían colaborar a través de sus dietas. De persistir la emergencia, la medida también debería analizarse para el mes de abril.

Son momento delicados en los que todos, sin distinción de cargos o jerarquías, debemos hacer el esfuerzo para que el sector Salud de la provincia tenga los recursos que necesita.

Comunicado de AEM

La Asociación de Ejecutivos de Mendoza acompaña al gobernador de la provincia, Rodolfo Suarez, y celebra su decisión de firmar un decreto en el que fija un tope de 50 mil pesos en el salario de los funcionarios, frente a la crisis sanitaria por la que atraviesa la provincia, el país y el mundo debido al coronavirus.

Esta medida va en consonancia con el pedido que viene realizando hace tiempo el sector empresario, que tiene que ver con las formas con las que el Estado administra los recursos públicos, que difieren notablemente respecto a las empresas privadas.

Esta pandemia nos da la posibilidad de reflexionar justamente sobre el uso de los recursos del Estado e identificar seriamente cuáles son las prioridades actuales en Mendoza.

Proponemos, además, que la medida continúa mientras sigamos en emergencia sanitaria y que la Legislatura provincial y Poder Judicial la imiten.

Además, solicitamos que, a partir de esta decisión del gobernador, se impulse la suspensión y reducción al 50% como mínimo de los contratos del estado de asesores o personas que no tienen afectación específica a esta coyuntura.

Comunicado de UIM

Desde la Unión Industrial de Mendoza celebramos la firmeza en la decisión del Sr. Gobernador de fijar como tope los $50 mil en el salario de todos los funcionarios políticos por el mes de marzo. También lo apoyamos para avanzar en todas las medidas que sean necesarias en esta dirección.

Todo el sector empresario de Mendoza viene manifestando desde hace un tiempo la necesidad que la política revise su forma de operar y disponer de los recursos que aportan los contribuyentes, mediante cargas fiscales cada vez más crecientes. Recientemente vimos por los medios situaciones salariales inexplicables, o extensas nóminas de asesores y contratados que superan en varias veces el promedio de una empresa mediana en la Provincia.

En este sentido, apoyamos al Gobernador en esta iniciativa. Creemos que esta crisis producto de la emergencia sanitaria nos da la oportunidad de reflexionar seriamente sobre el uso de los recursos y su asignación a tareas que sean verdaderamente prioritarias. Por eso, estaremos al lado del Gobernador para impulsar también:

  • La suspensión y reducción al 50% como mínimo los contratos del estado de asesores, o personas que no tienen afectación específica a esta coyuntura. Tenemos cientos de asesores y contratos en el estado de personas que en nada aportan a la emergencia sanitaria que debe ser prioritaria.
  • Solicitar expresamente a la Legislatura Provincial que acompañe estas medidas.
  • Solicitar expresamente a los legisladores nacionales la reducción drástica de su plantel de asesores, a un máximo de dos asesores por legislador.

Estos pedidos no son caprichosos. Estamos frente a un año donde las empresas y los contribuyentes del sector privado todavía no saben cómo harán viables sus organizaciones. Aún así, la decisión del sector empresario es defender la actividad, el salario y el empleo como primera medida. Entendemos que la sostenibilidad de nuestras empresas, instituciones y políticas públicas requieren de consenso, decisiones conjuntas y esfuerzos compartidos.

Que una de las enseñanzas de esta difícil situación sea la capacidad de los mendocinos por animarnos a establecer nuevas pautas, modernas, eficientes que contribuyan a la solidez y crecimiento de nuestra provincia en el largo plazo.