En el segundo piso del ala sur de la Facultad de Odontología se inauguró la Clínica 3.4. Cuenta con un total de 16 sillones, ocho para cada una de las salas. Asimismo está equipada con 2 nuevos microscopios de última generación que permiten trabajar en boca y magnificar las imágenes en dos pantallas, visualizando el trabajo que va haciendo el docente.

La flamante clínica es un espacio moderno que apuesta a la innovación tecnológica. En ese sentido incluye una reveladora digital con placas de fósforo reutilizables, gabinetes de rayos x, lavadoras ultrasónicas y suctores de potencia doble, lo que permite ofrecer una atención de primer nivel a toda la comunidad.

En la inauguración la decana de la Facultad, Patricia Di Nasso, agradeció el esfuerzo, dedicación y financiamiento para la clínica. Al respecto señaló: “Vamos a entrar a un lugar donde hay una inversión de más de 6 millones de pesos. Es un sitio para la enseñanza en Odontología y para la atención a la comunidad”.

Previo al corte de cinta el vicerrector Jorge Barón, reflexionó sobre la importancia de abrir un nuevo espacio en pandemia. “Es muy emotivo estar inaugurando algo después de tanto tiempo y poder hacerlo de manera presencial. En todo ese contexto agradezco a la Universidad Nacional de Cuyo que no dejó de dar sus actividades, ni de dar clases, ni de atender. Esto que se inaugura hoy, es un ejemplo de eso”.

Acompañaron la apertura de la clínica el vicedecano de Odontología, Carlos Bosshardt, las secretarias Académica, Dolores Lettelier, de Económico-financiera, Fernanda Bernabé, y de Investigación, Internacionales y Posgrado, Jimena Estrella. También el secretario de extensión Mauricio González; el director del Hospital Universitario, Conrado Salvador Risso Patrón, y el jefe del departamento de Odontología de la Provincia, Federico Sánchez.