Ecoplatónica es un emprendimiento familiar que nació en 2017 después de un proceso de formación e incubación de la empresa en el departamento de Maipú. La oferta de productos está conformada por champús y acondicionadores sólidos y líquidos sin sulfatos ni siliconas, cremas, emulsiones, protector solar, pasta de dientes y perfumes naturales.

“La motivación para emprenderlo estuvo dada por una necesidad personal de no encontrar productos de higiene y cosmética natural, sobre todo capilares. Presentamos el proyecto, registramos la marca, armamos la página web inicial y abrimos las redes sociales”, cuenta Verónica Góngora, creadora del proyecto junto a sus hijos Matías y Federica.

“El enfoque es holístico ya que generamos productos naturales, vegetales y biodegradables. Cuidamos los detalles en todo, incluido el packaging. Nuestros envases son de vidrio, con válvula recargable. Las cajas de presentación están elaboradas con bagazo de caña y papel postconsumo sin blanqueadores ni químicos y tintas eco-solventes. Las etiquetas tienen semillas para aportar a la economía circular.

Los productos son artesanales (totalmente elaborados a mano), veganos y aptos celíacos. Con ellos apuntamos a todas la personas que quieren un cambio en los hábitos de consumo y en la preservación del medioambiente”, destaca.

 

 

 

 

De Raíz Aromaterapia

Otro proyecto interesante es De Raíz Aromaterapia, gestado por las hermanas Ivana y Mariela González.

“Estudiamos Aromaterapia y Psicoaromaterapia en Brasil, donde vivimos varios años. Allí, esta técnica está más avanzada y popularizada. Incluso, en centros de salud y hospitales es común que se indiquen aceites esenciales como parte de tratamientos tanto a nivel físico como emocional.

Cuando regresamos a Mendoza vimos que el panorama era otro. Las personas querían usar aceites esenciales pero no sabían cómo y desconocían sus diversos beneficios. Tampoco encontramos la variedad y pureza de aceites necesarios para ejercer la aromaterapia clínica. Entendimos que nuestra misión era formar, educar en el uso seguro, consciente y eficaz de los aceites esenciales y también llevar la aromaterapia a todos los sectores sociales, ofreciendo aceites de calidad a precios razonables. Así nació De Raíz Aromaterapia (www.deraizaromaterapia.com)”, indica Ivana González.

Mariela es psicóloga, aromaterapeuta y está encargada de la atención clínica y dictado de cursos. Ivana es comunicadora social y se enfoca en la difusión y comercialización del proyecto que el mes pasado desembarcó en Buenos Aires. El equipo se completa con terapeutas holísticos, masajistas y profesores de yoga.

“Usamos sustancias puras y naturales altamente concentradas extraídas de plantas medicinales y aromáticas con el objetivo de proporcionar salud física, bienestar, cambios de comportamiento y desarrollo personal.

Tenemos una línea de 36 aceites esenciales puros y naturales y accesorios para aromaterapia como difusores ambientales y collares que comercializamos a través de las redes sociales y revendedoras. También creamos blends (mezclas de aceites esenciales) con fines terapéuticos y brindamos cursos para acompañar a las personas en el camino del autoconocimiento, la autogestión de las emociones y el crecimiento personal”, detalla Ivana.

Tierra Madre

En el caso de Tierra Madre, la idea comenzó con una pregunta. “Un día, mi mamá Bibiana, farmacéutica de profesión, amante de la naturaleza y muy curiosa, me llamó y me propuso: ¿y si hacemos jabones juntas?”, recuerda Ana Lucía Barroso, quien es psicóloga. “Ese fue el puntapié inicial para entusiasmarnos con este proyecto. Decidimos tomar un curso de jabonería y luego nos capacitamos en cosmética. Fue un mundo nuevo para ambas que nos atrapó por completo. Seguimos estudiando, investigando, comenzamos a probar fórmulas y así nació Tierra Madre”.

Desde 2019, las emprendedoras cuentan con un laboratorio ubicado en Guaymallén desde donde elaboran crema para manos, agua micelar, agua de rosas, crema antiedad para pieles maduras y cremas para el cuerpo. La comercialización se realiza principalmente por WhatsApp.

“Nuestra cosmética es casera y natural, orientada a las necesidades de cada tipo de piel. Nos aseguramos de ser consecuentes con la naturaleza y todos nuestros productos son amigables con el medioambiente.

Desde que comenzamos, la aceptación de la propuesta ha sido sumamente positiva. Creo que el hecho de conocer la trazabilidad del producto nos empodera a todos. Además, en este contexto de aislamiento, acercarnos a las personas es una gran oportunidad. Podemos vincularnos de otro modo, lo que contribuye a afianzar la marca”, destaca Ana Lucía.

Perspectivas 2021

Al consultarles a las emprendedoras por los proyectos para este año, comentan:
“Buscamos ser cada vez más ecológicos en todos los aspectos y estamos iniciando investigaciones para poder certificar. Esperamos poder llegar cada vez a más gente que esté interesada en un cambio de hábitos en el consumo”, Verónica Góngora, Ecoplatónica.

“Las perspectivas son enormes siempre que sigamos tejiendo redes de amor, confianza y sobre todo, respeto hacia nuestra madre tierra. La aromaterapia beneficia a todos: niños, adolescentes, adultos, ancianos, embarazadas. Los mendocinos (así como todos los seres humanos que están transitando un camino de transformación y crecimiento personal) saben abrazar las propuestas que invitan a cultivar bienestar, armonía y paz”, Ivana González, De Raíz.

“Estamos terminado el proceso de etiquetado de nuestros productos para poder expandirnos y certificar, siempre de la mano del estudio y la capacitación permanente”, Ana Lucía Barroso, Tinta Madre.