Aún con una desaceleración del 2,2% respecto de agosto, la actividad de la Construcción aumentó, en septiembre 12,4% respecto del mismo mes del año pasado. Y se ubica en un nivel del 8% por encima de lo registrado antes de la pandemia.

En los primeros nueve meses de este año, el sector acumula una suba del 42,6% versus el mismo período del año pasado, según los registros del Indice Sintético de la actividad (ISAC), del INDEC. Este indicador además mostró subas del 21% en la cantidad de empleos a nivel interanual (376.818) y subas en las ventas de insumos.

Las ventas de hormigón, por ejemplo, treparon 67,1%, a nivel interanual. Las de asfalto, 36,8%, las de yeso, 31,4% y los hierros redondos y aceros crecieron 24,5%. También hubo subas importantes (44,1%) en el conjunto de griferías, tubos de acero sin costura y vidrios planos.

La semana pasada, también el indice Construya que releva la venta de insumos como cemento, cal, arena y revestimientos, entre otros, detectó en octubre, una suba del 7,46% desestacionalizada con respecto a septiembre, Así, en los primeros diez meses del año este indicador acumula una suba del 31,3% en comparación con el mismo período del 2020.

La suba del índice Construya se da después de un par de meses de caida en las ventas, como producto del impacto inflacionario en los materiales. Ya que, en los últimos 12 meses acumulan una variación promedio interanual del 75,7%. Este porcentaje fue muy superior a la suba del dólar y también al de la inflación que lleva un alza del 52,5% según el Indec.

“Si bien los últimos meses se habían registrado algún amesetamiento y una leve tendencia a la baja, en octubre se vuelve a registrar una suba que, por un lado vuelve los niveles a julio 2021 y por el otro debería marcar el inicio de un ciclo de estabilidad para el último trimestre del año por la continuidad de las obras iniciadas en este año”, explicaron desde el Grupo Construya.

Por otro lado, la suba del dólar que el jueves pasado llegó a cotizar a $200, tocando un récord historico, volvió a encender cierto optimismo entre las empresas vinculadas al sector ya que la depreciación del peso juega a favor del acopio de materiales para comenzar nuevas obras.

Javier Gimeno, CEO de América Latina de Saint-Gobain, fabricante de materiales para la construcción en todo el mundo, opinó al respecto: “habitualmente la incertidumbre como la que hay en el mercado local más la suba del tipo de cambio suelen producir cierto dinamismo el sector. Esto tiene que ver con que “la Construcción es considerada un resguardo de valor”, comentó sobre la coyuntura.

También en la encuesta cualitativa del INDEC, los empresarios a cargo de las firmas más grandes del mercado mostraron expectativas optimistas con respecto al nivel de actividad esperado para el período octubre-diciembre de este año, ya sea entre quienes se dedican a realizar obras privadas como públicas.