Marcos Jofré, CEO de Bodega Trivento y Mónica Camaño, Gerente de Asuntos Corporativo

Durante un encuentro virtual realizado el 26 de noviembre, referentes en sustentabilidad de distintas empresas y organizaciones compartieron su visión estratégica en esta materia. También se expusieron casos de articulación entre el sector público y privado.

El futuro de la sustentabilidad

En el primer panel, Flavio Fuertes, coordinador ejecutivo del Pacto Global Argentina, hizo referencia a los ODS (Objetivos de Desarrollo Sostenible) impulsados por Naciones Unidas para crear valor social, económico y ambiental. “Para llevarlos adelante, lo mejor es que cada empresa seleccione aquellos principios en los que puede colaborar realmente, los ponga en su agenda y sea capaz de concretarlos junto a otras organizaciones del sector público y privado”.

Sebastián Bigorito, director ejecutivo del Consejo Empresario Argentino para el Desarrollo Sostenible (CEADS), destacó que en algunos casos, la situación del COVID puso en evidencia la falta de visión y planificación a largo plazo. “Aquellas organizaciones con operación sustentable lograron dar una respuesta rápida y efectiva. Estamos en un momento de transición de la eficiencia a la resiliencia en las cadenas de valor y la confianza es clave para la generación de alianzas que permitan generar empleo y riqueza”.

Marcos Jofré, CEO de Bodega Trivento, indicó que la pandemia ha sido una oportunidad de acercamiento a la comunidad. “Las alianzas de la empresa con el Pacto Global Argentina y CEADS han sido fundamentales para lograr los objetivos propuestos a nivel interno y comunitario. Ahora es necesario conformar una masa crítica que permita lograr los cambios necesarios y mostrar el potencial que tiene la sustentabilidad”.

Fernanda Bertinatto, Pedro Bonoris, Rocío Navarro y Sebastián Cuervo. Todos de Trivento

Casos de éxito y alianzas colaborativas

En el segundo bloque, la bodega presentó 3 programas que lleva adelante junto a otras instituciones.

El primero fue VNP, un programa de nutrición de la vid desarrollado junto al INTA que consiste en la reutilización de desechos orgánicos para mejorar las condiciones del suelo y producir uvas de calidad. Pedro Bonoris, de Trivento, y Eliana García, del INTA, contaron que el proyecto comenzó hace 2 años y ha generado resultados positivos. “Se compostan 400.000 kg de orujos anuales para alimentar el suelo. De esta manera se reduce la cantidad de químicos que se utilizan”.

Luego, Fernanda Bertinatto de Trivento y Graciela de Barranco de FonBec (fundación que posibilita a estudiantes destacados continuar sus estudios) brindaron los detalles de “Vientos de oportunidad”, una iniciativa educativa que nació hace 12 años. “Contamos con un programa de terminalidad educativa que para que los colaboradores de la bodega finalicen el secundario a través de un aula satélite; capacitación en informática, idiomas y especializaciones técnicas. Asimismo, brindamos becas de estímulo sus hijos con rendimiento académico excelente, lo que impacta directamente en sus familias y la comunidad”.

A su turno, Sebastián Cuervo de Trivento y Gastón Olibano de IRAM expusieron el programa de COVID-19 que la bodega implementó en este período. “Creamos un comité interno para incorporar nuevas prácticas de prevención y control para cuidarnos. Todas estas medidas se volcaron en un protocolo operativo de trabajo que ha sido certificado por IRAM y está a disposición de todas las industrias”.

Visión estratégica

La última parte del encuentro tuvo como protagonista a Valentina Lira, subgerenta de Sustentabilidad de Viña Concha y Toro. “Hace años tomamos el desafío de avanzar en sustentabilidad para concretar una iniciativa coherente y a largo plazo. Logramos consolidar este proceso con metas, objetivos y sobre todo, con el involucramiento y participación de las distintas áreas de la empresa y sus stakeholderes.

De este modo segmentamos nuestra cadena de valor según sus necesidades. Con algunos actores trabajamos en materia social, como los productores agrícolas, y con otros, en aspectos medioambientales como es el caso de las empresas de packaging. Es importante que todos entendamos los beneficios de las políticas sustentables en lo económico, social y medioambiental. Incluso, hoy, a través de los principios de inversión responsable, los inversionistas están mirando los avances de las empresas en materia de sustentabilidad”, finalizó.