sábado 02 de marzo de 2024 - Edición Nº5080
Advertisement

Vinos | 16 mar 2023

Vitivinicultura, primer sector en lanzar su propia Calculadora de Huella de Agua y Carbono

Con el objetivo de que productores y bodegas conozcan el impacto sobre el cambio climático de la producción de uva, vino y toda la cadena productiva, la Corporación Vitivinícola Argentina (COVIAR) y el CONICET crearon una herramienta tecnológica de uso gratuito y abierto. Avances hacia la sostenibilidad como objetivo estratégico y aportes por hasta $1,5 millones para su aplicación.


Con el fin de que los actores del sector puedan contabilizar el impacto sobre el cambio climático de su producto, Investigación, Desarrollo e Innovación (IDI), unidad ejecutora de la Corporación Vitivinícola Argentina (COVIAR) impulsó la creación de una herramienta para productores y bodegas, en línea con las exigencias de los mercados, la demanda de los consumidores y siguiendo los objetivos trazados en el Plan Estratégico Vitivinícola en su actualización al 2030.

La herramienta será presentada el miércoles 15 de marzo a partir de las 16 horas en La Enoteca, Avenida Peltier 611 de la Ciudad de Mendoza. Para dar inicio a la actividad, se llevará adelante un panel sobre Huellas Ambientales y Mercados para analizar las implicancias para las empresas y la vitivinicultura argentina desde una perspectiva económica, productiva, tecnológica y de cooperación multilateral.

El panel será moderado por Claudia Quini del Instituto Nacional de Vitivinicultura (INV), el reconocido investigador Ian Vázquez Rowe, especialista en análisis de ciclo de vida y huellas ambientales, Gastón Olibano, gerente regional IRAM Nuevo Cuyo, y Cintia Hernández de la Secretaría de Economía del Conocimiento de la Nación.

Los interesados en participar que estén en Mendoza pueden dirigirse de forma presencial a La Enoteca este miércoles a las 16 hs. con entrada libre y gratuita, inscribiéndose aquí https://forms.gle/eA9Mvtn7X8FBWsTJ7 . Mientras que todos aquellos que quieran seguir de forma virtual la presentación de la Calculadora podrán hacerlo en vivo desde el canal oficial de YouTube de COVIAR.

Junto con el lanzamiento y la explicación de cómo funcionará la Calculadora, se presentará también el financiamiento vía Aportes No Reembolsables (ANR) para asistencias técnicas grupales de $1,5 millones para que las empresas inicien un proceso de medición de huellas y diseñen planes de mejora para la disminución de sus impactos ambientales.

La Calculadora de Huella de Agua y Carbono se creó dentro del proyecto “Vitivinicultura Sostenible 4.0” financiado por el Programa Soluciona de la Secretaría de Economía del Conocimiento del Ministerio de Economía de la Nación. Fue desarrollada por el grupo de investigación CLIOPE de la Universidad Tecnológica Nacional, Facultad Regional Mendoza, y el CONICET. La calculadora estará disponible para su uso en la página web del Observatorio Vitivinícola Argentino a partir del 15 de marzo.

La huella de agua de un producto es una métrica con la que se cuantifican los impactos potenciales relacionados con el uso y consumo de agua de un sistema, mediante la recopilación y evaluación de las entradas y salidas de flujos de agua expresada en m3 equivalentes. Mientras que la huella de carbono de un producto es la suma de los gases de efecto invernadero (GEI), emisiones y remociones, de un sistema que se expresan como CO2 equivalente/unidad de producto y se basa sobre una evaluación de ciclo de vida analizando solamente la categoría de impacto Cambio Climático. Estos dos indicadores son claves a la hora de medir el impacto, la eficiencia y la sostenibilidad de cualquier productor o empresa.

“La calculadora de la huella de agua y de carbono es una herramienta esencial en tiempos de tanta incertidumbre marcada por el Cambio Climático. Constituye un gran aporte para la sostenibilidad de la cadena, no solo desde el punto de vista ambiental sino del económico. Será importante evaluar su uso por parte del sector”, afirmó Claudio Galmarini, director regional del INTA para Mendoza y San Juan y director de COVIAR coordinador de la unidad ejecutora de Investigación Desarrollo e Innovación (IDI).

“La herramienta ha sido desarrollada en módulos constituyendo un paquete para que el usuario final, que puede ser un productor o una bodega, del tamaño y la escala que sea, pueda estimar de manera orientativa el impacto sobre el cambio climático y el uso del agua asociado a su actividad. El estándar utilizado se basa en las especificaciones de la Norma ISO 14067:2018 y 14046:2014. De este modo, se estudia el impacto ambiental potencial de la contribución que tiene, por ejemplo, 1 kg de uva para vinificar o una botella de 750 ml de un determinado vino, sobre el cambio climático y la escasez de agua con enfoque de ciclo de vida, es decir, considerando las distintas etapas de la producción del producto analizado”, detalló la investigadora a cargo de proyecto, Bárbara Civit.

“Para esto se tuvo en cuenta el análisis de ciclo de vida, es decir, contempla el impacto ambiental desde la cuna hasta la puerta, y considera todos los insumos utilizados en los procesos productivos”, agregó Civit. 

En su diseño se utilizaron las guías dispuestas por el Panel Intergubernamental para el Cambio Climático (IPCC) de Naciones Unidas, resoluciones de la Organización Internacional de la Vid y Vino (OIV), dos talleres preparatorios con referentes del sector y diversos parámetros para el análisis de ciclo de vida de los productos que permiten producir información transparente y contrastable sobre cada etapa productiva.

Esta herramienta está destinada a las cámaras del sector y sus asociados, productores y elaboradores de vino. Los usuarios también contarán con un Instructivo de uso de la calculadora y la Guía de sostenibilidad de COVIAR para optimizar aquellos indicadores que generan mayores huellas.

Por su parte, José Alberto Zuccardi, vicepresidente de COVIAR dijo que “si bien el vino argentino es competitivo, comenzando con los diagnósticos que realicen los usuarios a partir del desarrollo generado, podrán realizarse mejoras que contribuirán a la sostenibilidad en el uso de los recursos críticos para la mitigación de los efectos del cambio climático”.

El uso de esta herramienta es libre y gratuito. Y su importancia estratégica radica en que estos cálculos permitirán el diseño de estrategias de mitigación hacia procesos más benignos con el ambiente y calcular los cambios que produciría, por ejemplo, la incorporación de una determinada tecnología antes de su instalación. Es decir, permite adelantarse y ver los efectos que podría tener una decisión anticipadamente, la incorporación de energía de origen renovable o un sistema de riego determinado que mejore la eficiencia en el uso del agua, o la decisión de comprar insumos a un determinado proveedor o a otro, por mencionar algunos ejemplos.

Así los usuarios podrán identificar los “hot spots” o etapas que explican la mayor cantidad de uso del agua y emisiones, pudiendo diseñar alternativas de mitigación y/o compensación sobre la base de la Guía de Sostenibilidad, que desglosa variadas formas de optimización sostenible.

IDI de COVIAR es la unidad ejecutora a cargo de la implementación de las estrategias de investigación e innovación que surgen del Plan Estratégico Vitivinícola de Argentina en su actualización al 2030 y es coordinada institucionalmente por el INTA. 

Para conocer más acerca de la Calculadora de Huella de Agua y Carbono los interesados pueden escribir a investigació[email protected] o a [email protected]

Acerca de COVIAR:

La Corporación Vitivinícola Argentina (COVIAR) es un organismo público-privado que gestiona y articula las acciones necesarias para cumplir con los objetivos del Plan Estratégico Argentina Vitivinícola 2030 (PEVI), asumiendo el desafío de transformar el sector vitivinícola y potenciar, con visión estratégica, sus fortalezas y oportunidades en el mercado global del vino, del jugo concentrado de uva, de las pasas y uvas de mesa. Promueve la organización e integración de los actores de la cadena productiva, la innovación de productos y procesos que acrecientan el valor agregado del sector, con la finalidad de ganar, mantener y consolidar mercados externos, consolidar el mercado interno argentino y lograr el desarrollo sostenido del sector.

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
Más Noticias

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias